Español | English

Autora | Autorización para usar | Imprimir PDF

Introducción

Harold Johnson, Ed.D., profesor emérito de educación especial y apasionado defensor de brindar protección infantil y habilidades de vida para la seguridad y el éxito de estos jóvenes tan vulnerables, identificó una serie de factores que conducen a mayores riesgos de maltrato para niños con discapacidades.

Como educadores, podemos mitigar muchos de estos factores de riesgo aprendiendo, usando, enseñando y practicando los siguientes conocimientos, habilidades y acciones de protección para nosotros, los padres, los cuidadores y los niños. Este artículo analiza formas de proteger a los niños con los siguientes factores de riesgo de maltrato:

  1. Tener discapacidades crónicas que pueden abrumar a los padres
  2. No entender qué constituye maltrato y que tienen derecho a decir “No”
  3. Habilidades de comunicación limitadas que inhiben su capacidad de comunicar a otras personas que han sido abusados
  4. Depender frecuentemente de otras personas para satisfacer sus necesidades básicas
  5. Ser considerados frecuentemente como personas que no responden o responden demasiado al afecto
  6. Pasar a menudo largos periodos de tiempo separados de sus cuidadores
  7. Se espera que interactúen con un número significativo de adultos en una variedad de contextos
  8. Puede que no reconozcan su propia sexualidad
  9. Puede que no sepan cómo reconocer o protegerse a sí mismos en una situación “riesgosa”
  10. Suelen estar socialmente aislados y frecuentemente solos
  11. No se reconoce que corren un mayor riesgo de maltrato
  12. A menudo no son considerados como miembros “valorados” de la comunidad

Al enseñar habilidades de seguridad personal a miles de personas de todas las edades con todo tipo de discapacidades, nos adaptamos enfocándonos en lo que cada individuo puede hacer, en lugar de lo que no puede hacer. Hemos descubierto que la repetición y la práctica en lugar de solo hablar pueden generar resultados positivos que sorprenden a los cuidadores. Un lenguaje común y el trabajo en equipo de todos los adultos responsables de cualquier aspecto del cuidado de los niños pueden marcar una gran diferencia para protegerlos del maltrato y les permite aprender y comprender exitosamente cómo mantenerse a salvo.

Los siguientes conocimientos, acciones y habilidades de protección de Kidpower se pueden introducir, adaptar y reforzar con el tiempo y se pueden incorporar en el Programa de Educación Individual (IEP), el Servicio Familiar Individual (IFSP) y los objetivos del Plan 504 para garantizar la igualdad de acceso a la educación dentro de los EE.UU.

 1. Tener discapacidades crónicas que pueden abrumar a los padres

 Acciones para los educadores:

  • Trabajar en equipo para que todos los adultos trabajen juntos en beneficio de los niños, en lugar de trabajar de manera aislada.
  • Darse cuenta, expresarse con compasión y claridad y ofrecer ayuda cuando alguien en el equipo parece abrumado o provocado, por ejemplo: “Entiendo que debe ser extremadamente frustrante y agotador cuando tiene una rabieta. Al mismo tiempo, gritarle y empujar sus manos hacia abajo de manera tan brusca no parece seguro. ¿Cómo puedo ayudar?”
  • Aliarse con la parte de los padres que quieren lo mejor para sus hijos. “Sé cuánto te preocupas por él y quieres que esté seguro y feliz. Desarrollemos algunas estrategias para reducir los disparadores emocionales que derivan en crisis y para responder de manera segura para todos cuando éstas suceden”.

 Los padres y otros adultos cuidadores pueden aprender:

  • Técnicas de seguridad emocional para manejar disparadores emocionales, por ejemplo: Centrarse, filtrar la información.
  • Estrategias para manejar el comportamiento molesto y reducirlo cuando sea posible.
  • Habilidades efectivas de búsqueda de ayuda para evitar el agobio, por ejemplo: Encontrar a las personas adecuadas para pedir ayuda y pedirla de manera respetuosa y persistente.

 Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Habilidades y hábitos específicos que pueden facilitar el cuidado y el estar juntos, por ejemplo: Señalar lo que quieres en lugar de agarrarlo, el Poder de Calmarnos, el Poder de Manos Abajo.

2. No entender qué constituye maltrato y que tienen derecho a decir “No”

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros cuidadores:

  • Adoptar el principio de “Poner la seguridad PRIMERO” de Kidpower: “La seguridad y el bienestar de un niño son más importantes que la vergüenza, inconveniencia u ofensa de cualquier persona, incluida la mía”. Es fácil estar de acuerdo con esta declaración, pero no resulta tan fácil vivir de acuerdo con ella.
  • Cuando todos en el equipo están de acuerdo y tienen un lenguaje común sobre lo que es seguro y lo que no es seguro, es menos probable que los niños sean maltratados. Las acciones o palabras que degradan, explotan o lastiman a los niños no son seguras. La falta de acción para satisfacer las necesidades básicas de un niño, o que permite que continúe el comportamiento dañino, tampoco es segura.
  • Enseña las cuatro reglas de los límites de Kidpower: 1. Cada uno de nosotros se pertenece a sí mismo. 2. Algunas cosas no son opcionales. 3. Los problemas no deben ser secretos (y el contacto físico, los juegos, las fotos, las actividades y los regalos no deben ser secretos). 4. Sigue contando hasta obtener ayuda.
  • Enseña la regla de seguridad de Kidpower de que el contacto físico y los juegos por diversión y afecto deben ser: 1. La elección de cada persona. 2. Seguros. 3. Permitidos por los adultos a cargo, 4. No deben ser secretos, es decir que otros pueden saber.
  • Enseña las reglas de seguridad sobre las partes privadas adaptando las palabras y siendo tan específico como sea apropiado para cada alumno: “Tus partes privadas son las partes que se cubren con un traje de baño. Para jugar o bromear, otras personas no deben tocar tus partes privadas, no deben pedirte que toques sus partes privadas ni tomar o mostrar fotografías de partes privadas. A veces, es posible que tus adultos necesiten tocar tus partes privadas para ayudarte con tu higiene o si tienes un problema, y ​​puedes contarme a mí o a cualquier otra persona que lo hicieron. El contacto físico nunca debería ser un secreto”.
  • Cómo adaptar las habilidades de establecimiento de límites para el nivel cognitivo y la capacidad de comunicación de cada niño.
  • Cómo evitar suposiciones que nos impiden intentar enseñar habilidades de seguridad, por ejemplo: No es una experiencia poco común que a los instructores de Kidpower se les diga que un estudiante no puede hablar y luego, después de una simple repetición y práctica, que un niño o adolescente diga “No” o “Para” – lo que aumenta significativamente el vocabulario de seguridad de ese joven.
  • Cómo usar el Método de Práctica Positiva de Kidpower para organizar juegos de roles para que los niños se diviertan y tengan éxito aprendiendo las reglas de seguridad y practicando cómo decir “No”.
  • Cómo guiar el uso de las reglas de seguridad y las habilidades acerca de límites en la vida diaria hasta que se conviertan en hábitos.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Qué es y qué no es opcional usando ejemplos muy específicos relevantes para la vida de cada niño, por ejemplo: Un abrazo debe ser elección de cada persona, seguro, permitido por los adultos a cargo, y no debe ser un secreto. Que alguien agarre tu brazo para evitar que golpees a otra persona no es opcional y tampoco debe ser un secreto. Por ejemplo, puedes decirles a los niños en el momento: “Lamento que no te guste que haga esto y es por tu seguridad, no es opcional y no es un secreto. Puedes contarle a todo el mundo”.
  • La regla de seguridad de No secretos usando ejemplos muy específicos relevantes para la vida de este niño. Otras personas pueden saber sobre problemas, juegos, contacto físico, fotos, regalos y actividades. Pueden practicar diciendo: “No guardo secretos sobre el contacto físico”. O “No es un secreto”. O, “Sin secretos”.
  • Cómo decir “No” al contacto físico no deseado, por ejemplo: “Por favor, para”. “Dije que pares”. “Para o lo voy a contar”.

3. Habilidades de comunicación limitadas que inhiben su capacidad de comunicar a otras personas que han sido abusados

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros cuidadores:

  • Presta atención a los cambios en el comportamiento, moretones inexplicables, mayor ansiedad cuando están cerca de alguna persona en particular o comportamiento inapropiado de otra persona.
  • Expresa tus inquietudes e insiste hasta que estés satisfecho con las respuestas.
  • Busca ayuda cuando no puedas descubrir cuál es el problema o si te preocupa que un niño pueda estar siendo abusado.
  • Concéntrate en lo que un alumno PUEDE hacer para pedir ayuda. Por ejemplo, si un niño es verbal, desarrolla un vocabulario de seguridad simple como: “No es seguro. Necesito ayuda. Problema de seguridad”. Enséñale la Señal de Seguridad de Obtener ayuda.
  • Para una persona joven que se relacione bien con los libros, crea un libro simple y personal acerca de lo que es “Seguro/No seguro” que se refiera a inquietudes específicas relevantes y comprensibles para dicho joven. Por ejemplo: carros, fuego, contacto físico, secretos, etc.
  • Crea un libro acerca de “Mi plan de seguridad” sobre los lugares a donde va y cómo obtener ayuda.
  • Pregúntale a un niño o adolescente verbal, “¿Hay algo que te hayas estado preguntando o algo que te preocupe y que no me hayas dicho?”
  • Háblale acerca de la Promesa de protección de Kidpower a cada niño o adolescente que pueda entenderla para ASEGURARTE de que SEPA que te importa.

Ayuda a niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Conocer y seguir su plan de seguridad sobre cómo obtener ayuda si tienen un problema de seguridad en público o con personas que conocen. Si un niño puede estar mentalmente presente pero necesita ayuda para moverse o comunicarse, practicar juntos puede ser muy enriquecedor para ambos.
  • Decir, hacer señas o entregarle a alguien una tarjeta para decir: “Necesito ayuda”.
  • Persistir si alguien no escucha al principio o no entiende. Por ejemplo, pretende no escuchar o entender mal, guía al niño a seguir intentándolo. Haz que diga: “Por favor, escucha. Necesito ayuda”. También puede acudir a otra persona para pedir ayuda. Brinda a los niños herramientas de comunicación no verbal que puedan usar para pedir ayuda y practica repetidamente su uso en una variedad de situaciones específicas para cada niño.
  • Encontrar herramientas de comunicación como muñecos para ayudar a alguien que no es verbal a mostrar lo que pasó.

4. Depender frecuentemente de otras personas para satisfacer sus necesidades básicas

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Técnicas de seguridad emocional para quitarles poder a los disparadores emocionales y habilidades para obtener ayuda y así evitar abrumarse.
  • Reforzar las reglas de seguridad sobre el contacto físico diciendo: “Hago esto por tu salud. Puedes contarle a cualquiera”.
  • Hablar con las personas con respeto mientras las ayudas a higienizarse, vestirse u otras actividades necesarias, para reforzar el concepto de que los estás ayudando por su salud y seguridad y no simplemente moviéndolos porque sí.
  • Encontrar formas de dar opciones cuando sea posible, dentro de la comprensión y las habilidades del niño, aunque no sean igualmente eficientes. “¿Te gustaría ponerte la camisa azul o la roja?” “¿Quieres ponerte los zapatos tú mismo o que te ayude?”
  • Reconocer los sentimientos de malestar sobre el cuidado mientras continúas con la actividad. “Entiendo que no te guste esto y lo siento. Necesito ayudarte a limpiarte ahora”.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen: 

  • Cómo decir o expresar con una seña: “No me gusta eso”. O, “Por favor, déjame hacerlo yo mismo”.
  • Formas de expresar sentimientos que pueden responderse con compasión, como “¡No!”
  • Formas de pedir ayuda si se está produciendo un comportamiento abusivo en el contexto del cuidado, como “Eso no es seguro. Necesito ayuda”.

5. Ser considerados frecuentemente como personas que no responden o responden demasiado al afecto

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores: 

  • Comprender que el verdadero objetivo es la conexión y que hay muchas formas de conectarse además del afecto físico.
  • Encontrar formas significativas de conectarse con cada niño en particular, tal vez haciendo una actividad divertida juntos.
  • Enseñarles a los niños que son capaces, cómo responder a las señales sociales, como por ejemplo saludar a las personas y ser respetuosos, sin pedirles que acepten forzosamente las muestras de afecto.
  • Para aquellos que son demasiado afectuosos, usar técnicas de redirección física y establecer límites sobre preguntar primero.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Habilidades específicas para responder a las señales de saludo social, como mirar a alguien a los ojos, ofrecer un apretón de manos, decir “Hola”.
  • Utilizar la práctica de “Quiero un abrazo/No gracias” para acostumbrarse a preguntar y aceptar el rechazo.
  • Utilizar el Poder de Manos Abajo y el Poder de Boca Cerrada.

6. Pasar a menudo largos periodos de tiempo separados de sus cuidadorese

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Tratar a cada persona responsable del bienestar de este niño, aunque sea por poco tiempo, como parte del equipo de cuidado.
  • Insistir en conductas seguras y respetuosas para todos los miembros del equipo.
  • Crear un lenguaje común sobre la seguridad, como las Señales de Seguridad de Kidpower o los libros de Historias Sociales, para garantizar la coherencia.
  • Insistir en las reglas de protección básica, como dar la bienvenida a que los padres y otros cuidadores estén presentes respetando los límites, o que se mantenga la puerta abierta o una ventana por la cual la gente pueda ver lo que sucede en lugar de estar en una habitación completamente a solas con el niño.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Reglas y habilidades de límites y habilidades para obtener ayuda.

7. Se espera que interactúen con un número significativo de adultos en una variedad de contextos

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores: 

  • Al igual que en el apartado número 6: tener un enfoque de trabajo en equipo, un lenguaje común, prácticas acerca de seguridad y respeto, y políticas básicas de protección infantil establecidas.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Reglas y habilidades de límites y habilidades para obtener ayuda.

8. Puede que no reconozcan su propia sexualidad

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Comprensión y aceptación de la necesidad de contacto físico de una persona joven, un desfogue seguro para los sentimientos sexuales y límites sobre qué hacer con estos sentimientos.
  • Formas sencillas y concretas de explicar los sentimientos sexuales y las reglas de seguridad.
  • Se aplican las mismas 4 Reglas de límites de Kidpower: el contacto físico debe ser seguro, ser la elección de cada persona, permitido por los adultos a cargo y no debe ser un secreto.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Representar o leer acerca de diferentes situaciones en las cuales cada una de las cuatro reglas de límites se cumple o no.
  • Ser capaces de expresar mediante señas, decir o usar las Señales de seguridad para: Seguro, La elección de cada persona, Permitido por los adultos a cargo, y No es un secreto.
  • Cómo obtener ayuda si alguien rompe las reglas de seguridad.
  • Qué es y qué no es un comportamiento apropiado en diferentes entornos.
  • Cómo usar su Poder de Manos Abajo en lugar de tocar de manera inapropiada.
  • Cómo redirigir un fuerte afecto físico hacia un objeto, como un animal de peluche o una chaqueta favorita, en lugar de hacia una persona.

9. Puede que no sepan cómo reconocer o protegerse a sí mismos en una situación “riesgosa”

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Todo lo que se encuentra en el apartado 2, más arriba.
  • Cómo enseñar habilidades de atención y evasión.
  • Cómo darse cuenta uno mismo de los problemas potenciales y abogar por soluciones.
  • Cómo insistir en saber acerca de cualquier cambio en lo que está haciendo un niño, a dónde va y quién realmente está con él.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Cómo usar su atención para notar lo que otros están haciendo y si es seguro o no.
  • Habilidades para negarse con las personas que les agradan, a fin de tomar decisiones más seguras.

10. Suelen estar socialmente aislados y frecuentemente solos

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Cómo utilizar la conexión en lugar de la coerción emocional para ayudar a un joven a aprender y hacer lo que necesita para estar seguro y tener éxito.
  • Aceptación de la necesidad de un joven de divertirse y conectarse con los demás.
  • Identificar comportamientos que dificultan la conexión y hacen que las personas tengan menos probabilidades de querer pasar tiempo juntos. Puedes usar los libros de Historias Sociales para ayudar a desarrollar la comprensión de cuáles son estos comportamientos y qué es lo que debe cambiar para que todos puedan divertirse y mantenerse seguros.
  • Reconocer el poder de la coerción emocional y cómo crear juegos de ro

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Habilidades para llegar a conocer a las personas al saludar y conversar
  • Habilidades para la amistad como el Poder de Escuchar y el Poder de Esperar.
  • Habilidades de límites como el Poder de la Valla.
  • Cómo usar su Poder de “No, gracias” para resistir ante la presión de personas a las que quieren, de hacer cosas que deberían ser su elección y no son deseadas, son inseguras o no son saludables.
  • Cómo comunicar mensajes como, “te quiero y por favor para” o “me caes bien y eso no es gracioso”.

11. No se reconoce que corren un mayor riesgo de maltrato

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Información sobre estos factores de riesgo y cómo se aplican a la situación específica de cada niño o adolescente.
  • Entender que la “Ilusión de Seguridad” puede hacer que bajemos la guardia y que nuestros niños sean más vulnerables.

12. A menudo no son considerados como miembros “valorados” de la comunidad

Conocimientos, habilidades y acciones para educadores, padres y otros adultos cuidadores:

  • Reconocer que “sentir que no importas, te destruye”. (Offra Gerstein, MFCC, Relationship Matters)
  • Desarrollar rituales sociales para dar y recibir cumplidos de cada persona.
  • Disculparte si dices o haces algo hiriente en un momento de frustración en lugar de simplemente olvidar y seguir adelante.
  • Enseñar y guiar el uso de técnicas de seguridad emocional como el Basurero de Kidpower.
  • Crear formas de reconocer y celebrar a cada persona: fotos en la pared, historias positivas, tener oportunidades para ayudar a los demás, etc.

Ayuda a los niños y adolescentes que puedan, a que aprendan y practiquen:

  • Cómo expresar sus sentimientos: “Me siento triste”. “Siento que no soy importante”.
  • Cómo desechar las palabras hirientes que otros dicen o que se dicen a sí mismos y dar afirmaciones. Por ejemplo, desecha: “Desearía ser diferente”. Internaliza: “Estoy orgulloso de ser quien soy”.
  • Dar y aceptar cumplidos

Additional Resources

Para obtener más información sobre los recursos de Kidpower para enseñar estos conceptos y Habilidades de Seguridad con las Personas, puedes visitar nuestra Biblioteca online (en inglés, membresía comunitaria gratuita), nuestra página de Recursos disponibles en español y nuestra Librería RelationSafe™.

Te invitamos a descargar este artículo destacado para tu uso personal, e imprimir una (1) copia gratis - siempre y cuando mantengas el PDF “tal y como está” y no lo publiques o compartas electrónicamente, de acuerdo a nuestros Términos y condiciones de uso. Al completar este formulario, aceptas recibir correos electrónicos de Kidpower y entiendes que puedes darte de baja en cualquier momento.
Recibirás un correo electrónico con un enlace seguro y encriptado para descargar el PDF. Por favor, considera realizar una donación para apoyar a nuestros recursos en línea gratuitos. ¿Ya eres miembro? Regístrate o Inicia sesión para descargas directas (sin tener que ingresar tu nombre y correo electrónico) y acceso a cientos de recursos gratuitos de Kidpower.
 

Derechos de autor © 2022 - presente. Todos los derechos reservados.

Fecha de Publicación: January 13, 2022   |   Última actualización: January 13, 2022

Traducción de Ana Fernanda Uribe

Kidpower Founder and Executive Irene van der Zande is a master at teaching safety through stories and practices and at inspiring others to do the same. Her child protection and personal safety expertise has been featured by USA Today, CNN, Today Moms, the LA Times, and The Wall Street Journal. Publications include: cartoon-illustrated Kidpower Safety Comics and Kidpower Teaching Books curriculum; Bullying: What Adults Need to Know and Do to Keep Kids Safe; the Relationship Safety Skills Handbook for Teens and Adults; Earliest Teachable Moment: Personal Safety for Babies, Toddlers, and Preschoolers; The Kidpower Book for Caring Adults: Personal Safety, Self-Protection, Confidence, and Advocacy for Young People, and the Amazon Best Seller Doing Right by Our Kids: Protecting Child Safety at All Levels.